El fin de una era: Lufthansa queda afuera del selectivo alemán Dax

Fráncfort, 21 jun (dpa) – La aerolínea alemana Lufthansa estará fuera del índice selectivo Dax 30 de la Bolsa de Fráncfort por primera vez en casi 32 años.

La compañía de bandera alemana se vio seriamente afectada por la casi paralización del tráfico aéreo por la pandemia del coronavirus y registró fuertes caídas de sus acciones.

Desde mañana, la empresa cotizará en el índice MDax, que reúne a las empresas de tamaño mediano. El lugar de Lufthansa en el Dax para los principales valores bursátiles de Alemania corresponderá a Deutsche Wohnen, el segundo mayor grupo inmobiliario en el Dax detrás de Vonovia.

Deutsche Wohnen tiene su sede en Berlín, por lo que la capital germana volverá a estar representada entre las 30 empresas agrupadas en el principal barómetro del mercado de valores alemán.

La Deutsche Börse revisa regularmente la composición de sus indicadores financieros. Para integrar el círculo de las 30 empresas del Dax resultan determinantes el volumen de negocios en Bolsa (volumen de operaciones) y el valor bursátil (capitalización de mercado) de una empresa.

La aerolínea fuertemente golpeada por la pandemia tiene previsto recibir un paquete de rescate estatal de 9.000 millones de euros (unos 10.000 millones de dólares).

Mientras tanto, el presidente ejecutivo de la compañía, Carsten Spohr, avisó a los trabajadores que se avecinan duros recortes. Miles de puestos de la empresa, con una plantilla de unos 138.000 empleados, se encuentran en peligro.

Con el ascenso de Deutsche Wohnen, la capital alemana volverá a tener un representante en la primera liga del Dax, 14 años después de que la farmacéutica Bayer asumiera la berlinesa Schering.

La empresa inmobiliaria alemana, con 160.000 viviendas en toda Alemania, consideró que su ascenso al Dax es una prueba del exitoso desarrollo de sus negocios durante los últimos años.

Deutsche Wohnen recibió numerosas críticas, sobre todo en Berlín, por los aumentos de sus alquileres. Los representantes de los inquilinos temen que, con el ascenso al Dax, aumente la presión sobre quienes alquilan viviendas.

Pese a su descenso del Dax, la Deutsche Lufthansa AG de todas maneras gozará de renombrada compañía: en septiembre de 2019 el veterano grupo industrial alemán Thyssenkrupp debió abandonar el principal índice bursátil.

Un año antes había sido el Commerzbank, que debió dejarle su lugar justamente a Wirecard, la compañía de servicios de pago electrónico cuyas acciones se desploman por estos días en la bolsa germana.

También Thyssen y el Commerzbank integraban el grupo de 15 compañías que habían formado parte de manera ininterrumpida del Dax desde su estreno el 1 de julio de 1988.

Estas modificaciones en los índices son relevantes especialmente para los exchange-traded funds, o fondos de inversión cotizados (ETF, por sus siglas en inglés). Al ser reagrupados allí, esto normalmente tiene un impacto en el valor de las acciones.

Pero en la pertenencia al Dax también radica una cuestión de prestigio: justamente para los inversores internacionales el principal barómetro bursátil representa el buque insignia de la economía germana.