¿Por qué dejar la gestión de un funeral en manos de una funeraria profesional?

Uno de los momentos más duros en la vida de una persona es la pérdida de un ser querido, ya que el dolor que se puede llegar a sentir es tan fuerte, que no da para pensar en nada. Por tal motivo, es recomendable dejar en manos de una funeraria profesional todo el proceso funerario, para que así los familiares y amigos solo deban preocuparse por despedirse del ser amado.

funeral

Gestión de todo el funeral

La contratación de una funeraria profesional asegura a los familiares y allegados la completa gestión de todo el funeral, ya que al tratarse de un tanatorio Gijon es posible velar al fallecido, gracias al espacio destinado para ello.

De esta manera, los familiares y amigos cuentan con un salón de culto en el cual poder despedirse del ser amado, en un ambiente lo más agradable posible, y con el suficiente espacio para que todas las personas puedan asistir a dar el último adiós.

Además, la funeraria se encarga de preparar el cadáver para su entierro o incineración, así como de vestirlo y maquillarlo en caso de ser velado con el ataúd abierto.

Con esta funeraria también es posible celebrar funerales religiosos, en caso de ser creyentes de alguna religión el fallecido o los familiares. Gracias a esto se pueden despedir de la manera correcta de su ser querido, de acuerdo con sus prácticas religiosas.

Por otro lado, es posible encontrar en la funeraria varios tipos de ataúdes entre los cuales elegir, estos pueden variar en su diseño y color, así como en el tamaño y el precio, por lo que será fácil para los familiares encontrar el indicado para enterrar al ser amado.

Los funerales pueden estar acompañados con hilo musical en directo, en caso de querer dar una despedida más especial. También es posible contar con coches de duelo para llevar el ataúd hasta el cementerio, siempre de forma segura, dado que el conductor es un experto que conducirá con el mayor de los cuidados.

Por medio de una funeraria profesional será posible contar con un salón para velar al fallecido, espacios para los acompañantes, como un jardín o cafetería, comprar el ataúd, contar con un coche para su desplazamiento al cementerio, y todo lo necesario para que despedirse del ser querido, sea más sencillo.

Flores para el funeral

Las flores son importantes durante un funeral, ya que con ellas es posible adornar el espacio y dotar al ambiente de un aroma agradable.

La misma funeraria puede confeccionar diferentes arreglos florales, como ramos, centros de flores o coronas funerarias, de esta manera será posible elegir de acuerdo a las necesidades de los familiares. Cada uno de los arreglos florales estará creado con mucho detalle por profesionales en este sector.

Además, cuentan con una gran variedad de flores, desde rosas, claveles, margaritas y lirios, para así poder ofrecer a los familiares las indicadas, de acuerdo al tipo de sentimiento que deseen transmitir, ya sea amor, cariño, dolor o esperanza. En todo caso, estos profesionales podrán asesorar a los familiares, ya que son expertos en el significado de las flores en funerales.

Por otra parte, en ocasiones hay varios temas legales relacionados con la persona fallecida que deben tratarse de la forma correcta, por lo que esta funeraria ofrecerá un servicio de asesoría, gracias a esto será posible agilizar los trámites post-muerte, para garantizar a las familias que todo se hace de acuerdo con las leyes.

La asesoría jurídica en este momento resulta de gran ayuda, para solicitar el acta de defunción del fallecido, gestionar la baja en la Seguridad Social, solicitar el certificado de últimas voluntades, de los seguros e incluso de viudedad u orfandad.

Por medio de una funeraria profesional, los familiares y amigos de la persona fallecida pueden contar con un servicio completo, que puede incluir todo lo esencial para despedirse del ser querido, desde su velatorio, su traslado al cementerio o incineración, los trámites legales y hasta la decoración con flores, para que así los allegados puedan concentrarse solo en el último adiós.