La Oficina de Investigación Biosanitaria de Ficyt cesa en su actividad en Asturias

La Fundación para el Fomento en Asturias de la Investigación Científica Aplicada y la Tecnología (Ficyt) ha formalizado la extinción de su Oficina de Investigación Biosanitaria (OIB) tras la conclusión de los últimos proyectos que gestionaba. El patronato de Ficyt ha acordado la disolución de esta unidad administrativa para evitar duplicidades, ya que sus funciones han sido asumidas de forma paulatina por la Fundación para la Investigación y la Innovación Biosanitaria de Asturias (Finba), de tal modo que desde 2017 su actuación se ha limitado al seguimiento de los proyectos en marcha hasta su culminación, ahora efectiva.

La OIB se encargó durante años del asesoramiento y gestión administrativa de proyectos de investigación del ámbito biosanitario en virtud de un convenio entre Ficyt y la consejería con competencias en sanidad. Tras la creación de la Finba y, posteriormente, del Instituto e Investigación Sanitaria del Principado de Asturias (ISPA), se realizó un traspaso ordenado de los programas que se impulsaban desde la oficina.

A partir de 2017, la Finba se ocupó de solicitar y gestionar nuevas propuestas de investigación, en tanto que la OIB se encargó del seguimiento de proyectos cuya tramitación había iniciado y de su justificación una vez que finalizasen.

La extinción de la entidad se formaliza ahora, concluida toda actividad y tras un informe de la Inspección General de Servicios en el que insta a la dirección de Ficyt a tomar las medidas oportunas para el cese del personal asignado a la oficina: cinco técnicos encargados de la gestión administrativa. La inspección considera que “no existe carga mínima de trabajo por razones que puedan ser consideradas objetivas” y tampoco procede, continúa el informe, “el recurso a fórmulas de redistribución de actividad dentro de la unidad o con otras unidades”. El acuerdo fue tomado por unanimidad en el patronato de Ficyt el 30 de marzo y comunicado hoy a los trabajadores.