España despide el 2017 con cielos nubosos, lluvia y viento

Durante el cambio de año se espera que el anticiclón centrado sobre el suroeste peninsular se retire temporalmente, permitiendo la entrada de nuevos frentes atlánticos.

Las precipitaciones serán más intensas y frecuentes en Galicia, Cantábrico, alto Ebro y Pirineo occidental; el domingo alcanzarán también, aunque de manera más débil, el resto del cuadrante noroeste peninsular y de Pirineos y la zona centro.

Las temperaturas tienden a bajar y con ello la cota de nieve, que es posible que descienda ocasionalmente hasta unos 1000-1200 metros. El viento soplará predominantemente de componente oeste con rachas fuertes o muy fuertes en Galicia, Cantábrico, zonas de montaña del norte y este peninsulares y área mediterránea.

En Canarias se restablecerán los vientos alisios con alguna nubosidad en el norte.

Durante los primero días del año es muy probable que vuelva el predominio de la estabilidad a casi todo el territorio. Únicamente se esperan precipitaciones en Galicia y extremo norte peninsular y con menor probabilidad e intensidad en zonas de montaña del cuadrante noroeste. En el resto de la Península y en Baleares predominarán los cielos poco nubosos, con la posibilidad de formación de bancos de niebla matinales en zonas del interior.

El viento seguirá soplando de componente oeste en las mitades norte y este de la Península y en Baleares, y podrá alcanzar rachas fuertes en Pirineos y el bajo Ebro. Se espera un ascenso de las temperaturas que alcanzarán valores por encima de los habituales en esta época del año. En Canarias es muy probable que continúe la situación de alisios.