¿Cuál es la importancia del branding en la empresas?

brandingEl mundo del comercio online ha experimentado un gran crecimiento los últimos años. La situación derivada de la pandemia ha convertido a las tiendas online en la única forma de adquirir productos. Las grandes empresas y también las pymes compiten en internet por atraer a nuevos clientes, sin embargo, la competencia es feroz. Por esta razón, para tener éxito en cualquier negocio lo importante es destacar sobre el resto. El branding consiste en crear una identidad de marca administrando algunos activos, como son el logotipo, el diseño gráfico y el packaging. Estos elementos ayudan al cliente a recordar la marca y aportan valor añadido al producto. En este artículo, destacamos algunos de los elementos que ayudan a fomentar el branding de tu empresa.

Packaging, el arte de envolver tu producto

Si te dedicas a la venta de productos físicos, sin duda debes apostar por un packaging original. El packaging consiste en las etiquetas o en la forma de envolver tu producto, y es una herramienta de venta muy importante para tu empresa. Un buen packaging ayuda a reforzar la identidad de marca y aporta valor añadido, ya que es un objeto diseñado a conciencia. Ya sean bolsas de papel o cajas de cartón, cualquier envase puede ayudar a crear identidad de marca si imprimes tu logotipo. Empresas como embaleo.es permiten personalizar por completo cualquier tipo de embalaje. Sin duda, el packaging es una forma ideal de causar una primera buena impresión en el cliente que recibe el producto.

Logotipo y tipografía

Las grandes marcas son fácilmente identificables. El objetivo de un logotipo es transmitir todos los valores de la marca de una forma gráfica y sencilla, y además, son fácilmente recordados. El departamento de diseño gráfico es fundamental en cualquier empresa para generar logotipos de calidad y hacer que todos los elementos gráficos mantengan una armonía. La tipografía también es un elemento esencial, y es de los elementos visuales de marca más identificables. La tipografía, tanto si aparece en el logotipo como si no, debe expresar la filosofía y principios de la marca, por lo que no es un tema que se debe pasar por alto. Tanto el logotipo como la tipografía deben estar presentes en el packaging de tu producto, ayudando así a que el cliente recuerde la marca.

El color, el ADN de tu marca

El color es un elemento que comunica mucho. Las grandes marcas tienen colores asociados a ellas. Por ejemplo, si decimos el color rojo, sabemos a qué marca de refresco nos referimos. Cada color tiene un significado asociado, por lo que la elección no debe ser arbitraria. Dependiendo de los valores de la marca, un color u otro será más adecuado. Si tu empresa se dedica a vender productos ecológicos, una opción puede ser el color verde, normalmente asociado a naturaleza y plantas.

Todos los elementos gráficos que contribuyen a la imagen visual de la marca deben estar en consonancia. El branding ayuda a crear confianza y lealtad en la marca y contribuye a que sea recordada, elementos que te ayudarán a tener éxito en tu negocio.