Uli Hoeness anima a la gente a ser más optimista en estos tiempos

Múnich, 7 may (dpa) – El ex presidente del Bayern Múnich Uli Hoeness animó a la gente a tener más confianza y ser más optimista en estos tiempos difíciles por la pandemia de coronavirus.

“Hay que tratar de no estar quejándose todo el tiempo”, dijo el presidente honorario del Bayern en la televisión bávara. “Todos estamos en esta situación sin poder hacer nada al respecto y tenemos que aceptarla”.

Hoeness opina que todo el mundo tiene poner algo de su parte. “Hay que ver dónde se puede echar una mano, ayudar y trabajar. Echo de menos el optimismo, todo el mundo se queja”, señaló Hoeness.

Asímismo, apuntó que, en comparación con otros países, la situación en Alemania es muy buena y ahora es el “mejor momento para pensar en cómo podemos salir del pozo”.

Hoeness también hizo un llamamiento a aquellos fans del fútbol que, en la crisis provocada por el coronavirus, rechazan la idea de celebrar los partidos sin público, aprobada para salvar económicamente la Bundesliga: “El mal menor son los partidos a puerta cerrada”, indicó.

Hoeness señaló que la continuación de la temporada en la primera y segunda división alemanas a partir del 15 de mayo es crucial para el futuro de los 36 clubes profesionales alemanes debido a los ingresos de cientos de millones de euros por la retransmisión televisiva de los partidos.

“Todo el mundo tiene que poner su granito de arena, también el fútbol”, comentó Hoeness sobre los partidos sin público en los estadios.

“Puedo entender que alguno que otro aficionado diga que esto no es lo suyo. Pero también debe entender que si quiere seguir viendo la Bundesliga en el futuro, en directo, en el estadio, ahora tendrá que pasar este mal trago. Porque si no lo hace ahora, luego el fútbol ya no será igual. Entonces, tampoco sacará nada de esto”, argumentó Hoeness.

En cuanto al debate acerca de permitir al menos un cierto número de espectadores, Hoeness también adoptó una posición clara: “Si quisiéramos lograr una regulación especial para el fútbol, eso no sería bueno para nuestro deporte. Ahora todo el mundo debe sacrificarse. Si no hay Oktoberfest, entonces tampoco puede haber partidos con espectadores”.

Hoeness recibió el miércoles por la noche el apoyo del vicepresidente de la Federación Alemana de Fútbol (DFB), Rainer Koch, en cuanto a los partidos sin público en el programa de televisión bávaro.

“No se trata de afán de lucro ni de nada similar como se le reprocha ahora al fútbol. Si no intentamos llevar estos partidos al salón de nuestras casas y jugarlos a puerta cerrada, entonces esta Bundesliga, en especial en la segunda y tercera división, no será igual a como la hemos querido tanto durante décadas. Aquí hay mucho más en juego”, señaló Koch.