¿Por qué son necesarios los traumatólogos?

traumatólogosEl traumatólogo es un especialista que cumple una función esencial en el campo de la recuperación de todo tipo de lesiones musculares y óseas. No obstante, el campo de la traumatología donde este profesional se mueve es mucho más amplio. Cubre desde la prevención hasta la investigación e incluso el tratamiento de otras partes del cuerpo directa o indirectamente relacionadas, como son los ligamentos y tendones que se encuentran adheridos al sistema óseo y/o muscular.

El traumatólogo posee una elevada consideración dentro de la medicina, ya que es capaz de llevar a cabo intervenciones quirúrgicas en los casos más graves, como pueden ser la aplicación de tornillos o la colocación de implantes. Aunque, por regla general y sin tener que llegar a estos extremos, el trabajo habitual que realizan estos especialistas está relacionado con fracturas, tendinitis, roturas fibrilares, hematomas intramusculares, lesiones en los ligamentos, en los cartílagos o en los tendones…

Por otro lado, son los encargados de que las personas afectadas por enfermedades o accidentes puedan recuperar la movilidad. Por lo tanto, la rehabilitación, el cuidado, la investigación y el análisis, el seguimiento de la funcionalidad de extremidades y huesos también entran dentro de sus quehaceres cotidianos.

Acciones que lleva a cabo la ciencia de la traumatología

Posiblemente, si se es deportista o se practica ejercicios habitualmente se tendrá que recurrir a un especialista en traumatología. Lo más aconsejable en estos casos es que, según la zona afectada, se localice al máximo experto para ser tratado de la mejor manera posible. Para los casos de hombros y rodillas el Traumatologo Monterrey Dr. Garza Moreno es el mayor referente en todo México. Como especialista en traumatología, también actúa sobre el resto de articulaciones, como son los codos, las muñecas, la columna, la cadera, los tobillos o las presentes en los pies.

La traumatología ortopédica

La traumatología representa un campo de trabajo muy extenso, que incluye además de todas las acciones que se han mencionado en este artículo, investigar y resolver problemas congénitos. En este caso, y en aquellos otros donde hiciera falta, se encargaría de trabajar para que las malformaciones óseas y sistemas relacionados se regulen y mejoren gracias a la introducción de elementos ortopédicos.

Ya sea por accidente o por un problema congénito, la ortopedia debe actuar cuando hay que adaptar implantes que le son desconocidos al organismo. Para que los resultados sean los deseados, la colaboración entre estas dos ciencias debe llevarse a cabo estrechamente, acompañados de terapia y de instrumentación exterior para que las personas sometidas a estos tratamientos puedan alcanzar rápidamente un estilo de vida independiente y útil.

La traumatología forense

Directamente relacionada con la rama de la medicina legal, trata de identificar los motivos por los que se ha producido un deceso. Con el estudio de las lesiones se podrá averiguar la causa de la muerte, así como la forma en que afectó al organismo para terminar en una defunción.

Las averiguaciones pueden realizarse identificando objetos punzantes, cortantes o contuso-cortantes, por lesiones explosivas, por elementos químicos, físicos y biológicos, por armas de fuego o armas blancas, por contracciones musculares afectivas o bien por heridas provocadas por el elemento humano como; uñas, dientes, manos… Por último, también se podrá determinar si hubo la actuación de diferentes agentes externos, intencionales o accidentales.

La traumatología deportiva

Posiblemente la mayor cantidad de pacientes de traumatología provengan de la actividad deportiva. Es en este entorno donde con suma facilidad se sufran lesiones, tendones colapsados, roturas, torceduras… Cualquier competición, evento, fundación o institución deportiva tiene que tener al menos un especialista en traumatología para que pueda desarrollarse la actividad.

Sin embargo, no solo la actuación en un momento de competición causa estos problemas, como norma general se producen con mayor profusión sen los entrenamientos, ya que es aquí donde con más frecuencia y dureza se trabajan los músculos, huesos y articulaciones.

Relación entre traumatología y reumatología

Se suele confundir una profesión y otra. Hay que saber que cuando se va a la consulta de un traumatólogo, posiblemente, ya se haya pasado por una revisión previa por parte del reumatólogo. Será este el que de un diagnóstico para saber que se requiere la visita a un especialista en traumatología.

En definitiva, el reumatólogo llevará a cabo un estudio del problema y tratará de solucionarlo a través de fármacos, si una vez concluidos estos tratamientos el mal persiste, podría remitirel paciente al traumatólogo para que lleve a cabo una intervención quirúrgica o el tratamiento que estime oportuno.

Traumatología laboral

Este profesional llevará a cabo continuos chequeos en el equipo de trabajadores que conforma una empresa, que podrían lesionarse como causa de su labor diaria.

Otras acciones habituales en la profesión del traumatólogo son aquellas que se enfocan directamente en partes específicas del cuerpo, como las rodillas, la columna o el maxilofacial.