Los costes por las catástrofes naturales cayeron a niveles mínimos en 2018

Múnich, 11 jul (dpa) – El reducido número de tormentas devastadoras ocurridas en lo que va de año permitió situar en niveles mínimos los costes que las aseguradoras tuvieron que pagar a las víctimas de desastres naturales, según el informe semestral publicado hoy por la mayor reaseguradora del mundo, la alemana Munich Re.

De acuerdo con los datos facilitados por la compañía en Múnich, desde enero a junio de este año el sector mundial se vio obligado a desembolsar unos 33.000 millones de dólares (28.180 millones de euros) en concepto de daños, el valor más bajo registrado desde 2005.

“Se puede decir que estamos en la calma que sigue a la tormenta”, declaró hoy el experto en clima y geofísico de Munich Re Ernst Rauch.

Las cifras se reciben con satisfacción después de un 2017 en el que el mundo se vio sacudido por una serie de catástrofes, tales como huracanes, terremotos o inundaciones, que llevaron a las compañías aseguradoras a incurrir en gastos históricos anuales de 135.000 millones de dólares.

La catástrofe más devastadora ocurrida en 2018 fue la tormenta “Friederike” que asoló Europa en enero causando daños económicos por valor de 2.700 millones de dólares a su paso por Reino Unido, Francia, Alemania y los países del Benelux (Bélgica, Holanda y Luxemburgo).

Munich Re asegura a más de 5.000 compañías de seguros en todo el mundo contra daños de gran magnitud y documenta desde hace décadas todas las catástrofes naturales.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies