Llevar en los viajes la propia botella evita el plástico

Foto: Jörg Carstensen/dpa

(dpa) – En las vacaciones se recurre más a las bolsas para las compras, los cubiertos desechables para comer y el agua embotellada en envases de plástico reciclado PET.

Todos estos artículos de plástico son prácticos cuando se viaja, pero a menudo terminan en la playa o en el mar. La organización de conservación de la naturaleza WWF da una serie de consejos prácticos para evitar el incremento de residuos plásticos en esta época del año.

WWF recuerda que los turistas pueden incluir en su maleta tazas térmicas para el café o botellas de agua reutilizables. Si no se está seguro de que sea potable el agua del grifo en el lugar de destino de las vacaciones, siempre se puede preguntar antes sobre la calidad del agua. Muchos hoteles tienen lugares donde aprovisionarse de agua potable.

Tanto si se está de viaje como en casa, es aconsejable llevar siempre bolsas reutilizables para hacer la compra. Y si se quiere llevar comida cuando se viaja, los táperes y los cubiertos reutilizables son una buena idea, así se puede prescindir de los envases de poliestireno y los cubiertos de plástico, explica el WWF.