Juan Guaidó exige abrir la frontera con Brasil pese a órdenes de Maduro

El presidente interino de Venezuela, Juan Guaidó, ordenó recientemente mediante un comunicado que se mantenga abierta la frontera con Brasil y las relaciones diplomáticas con Aruba, Curazao y Bonaire, pese a que el mandatario Nicolás Maduro exigió lo contrario.

En este sentido, a través de un decreto presidencial compartido en su cuenta personal de Twitter, Guaidó ordenó a los órganos del poder público mantener abierta la frontera con Brasil.

“Exigimos a los órganos del poder público responsables en las materias concernidas, se provea lo conducente para que se mantenga abierta la frontera con el hermano país de la República Federativa de Brasil”, puntualizó Guaidó.

Igualmente, reiteró la disposición de Venezuela de mantener las relaciones diplomáticas, consulares y de todo orden con las autoridades de las islas de Aruba, Curazao y Bonaire, así como con las correspondientes autoridades del Reino de los Países Bajos.

Vale destacar, que Nicolás Maduro había ordenado el pasado jueves cerrar la frontera con Brasil para impedir cualquier vía de acceso de la ayuda humanitaria proveniente de la comunidad internacional.

Este proceso coyuntural para la oposición venezolana empezó en enero de 2019 cuando Maduro juró un nuevo mandato de 6 años, a pesar de haber llevado a cabo un proceso electoral fraudulento en mayo de 2018 y desconocido por gran parte de la comunidad internacional y la oposición venezolana.

Es por ello que, el presidente de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó, apegado a la Constitución, decidió ejercer desde enero, las labores de presidente interino tal y como le corresponde según lo establecido en la ley venezolana.

Ante este escenario, Venezuela es gobernada ahora mismo por dos presidentes, uno legítimo que es Juan Guaidó y uno ilegítimo que se niega a dimitir que es Nicolás Maduro. Sin embargo, esta negación por parte de Maduro no ha impedido a Guaidó de establecer sus prioridades y normativas y entre ellas, Guaidó estableció como una prioridad el ingreso de ayudas para paliar la crisis y atender de forma inmediata a 250.000 personas vulnerables, y ha dicho que estas ingresarán «sí o sí» el próximo día 23 de febrero.

Entre tanto, la situación de tensión en Venezuela se mantiene, mientras que millones de venezolanos esperan ansiosos la llegada de la ayuda humanitaria a sus hogares y la renuncia inmediata de Nicolás Maduro.