Expertos analizarán las epidemias históricas

epidemias históricas
FOTO: PABLO URDANGARIN – ÓSCAR ORTIZ / EUROPA PRESS – Archivo

(EP) – Profesores de la Universidad de Oviedo, Principado de Asturias, han constituido un grupo de trabajo para analizar las sucesivas epidemias que han afectado a la Humanidad a lo largo de los siglos, y, particularmente, cómo reaccionaron las diferentes sociedades ante las mismas.

La primera acción del Grupo Epidemia, integrado por 16 profesoras y profesores de los departamentos de Historia y Medicina, ha sido publicar en su página web una tabla de estudio de las principales epidemias conocidas desde la Prehistoria, atendiendo a su impacto sanitario-poblacional, político, económico, social y en la esfera de las mentalidades.

En concreto, en la tabla se analizan las consecuencias de 19 enfermedades infecto- contagiosas, entre ellas la tuberculosis, la peste bubónica, la lepra, el tifus, el cólera, el carbunco, la gripe, la viruela o el sida. Asimismo, una línea de tiempo resume y ordena la información ofrecida. El portal se complementa con enlaces a las primeras publicaciones divulgativas del Grupo, a una galería iconográfica de las epidemias, a una selección bibliográfica, así como a otras noticias de interés.

El Grupo de trabajo Epidemia está formado, por parte del Departamento de Historia, por Alejandro García Álvarez-Busto (coordinador), Álvaro Solano Fernández-Sordo, Carla Rubiera Cancelas, Elías Carrocera Fernández, Fernando Manzano Ledesma, Fernando Rodríguez del Cueto, Guillermo Fernández Ortiz, José Avelino Gutiérrez González, José Ignacio San Vicente González de Aspuru, Juan Díaz Álvarez, Luis Benito García Álvarez, Marco de la Rasilla Vives, María Álvarez Fernández y Marta González Herrero.

Por su parte, los profesores del Departamento de Medicina que integran del Grupo Epidemia son Juan Carlos Cobo Barquín y Luis Vicente Sánchez Fernández. La actualidad demuestra cómo se están poniendo en práctica diferentes maneras de afrontar*la*epidemia global, y que*habrá*diversas formas, por lo tanto, de encauzar la progresiva salida de la misma.*

Desde esta perspectiva, el conocimiento histórico científico se constituye en una herramienta analítica que permite conocer cómo se afrontaron y cómo se superaron otros episodios epidémicos precedentes, identificando los comportamientos practicados en anteriores crisis humanitarias, sanitarias y socioeconómicas, y tratando de aprender en definitiva de las lecciones de la Historia.