El regreso de los juegos del Jedi: “Star Wars: Fallen Order”

Foto: Electronic Arts/dpa-tmn

(dpa) – Nuevos films, nuevas series, nuevo juego: “Star Wars” es desde hace un par de años nuevamente tendencia pero los jugadores de videojuegos han recibido poco de todo ello.

Electronic Arts (EA), responsable en exclusiva del desarrollo de nuevos juegos de “La Guerra de las Galaxias” para ordenador y consola, sólo contaba con dos versiones de la serie “Battlefront”. Pero a los fans no les gustaban mucho.

Pero ahora EA prueba suerte con un juego de un estilo totalmente diferente: “Star Wars Jedi: Fallen Order”, desarrollado por Respawn, es una aventura en solitario clásica en torno a los sables de luz y caballeros Jedi, deliberadamente sin conexión en línea y todo lo demás que caracteriza a los juegos modernos.

Y además, el retorno a las virtudes clásicas funciona, aún cuando “Fallen Order” tenga algunas debilidades técnicas y lúdicas.

El caballero Jedi escondido

La historia tiene lugar entre la antigua trilogía de los años 70 y 80 y las precuelas más actuales, y también es comprensible para los jugadores que no saben inmediatamente qué hacer con esta clasificación.

El Imperio tomó el poder en la galaxia y aniquiló a los caballeros Jedi, apenas quedan sobrevivientes. Uno de ellos es el joven Cal Kestis, un jornalero que se gana la vida en un depósito de chatarra.

Pero entonces su camuflaje vuela, el Imperio envía a la Inquisición, Cal tiene que huir y se mete en una búsqueda galáctica del tesoro de un antiguo secreto que podría dar el giro decisivo en la lucha contra el mal.

En esta aventura, Cal -y el jugador- viaja de planeta en planeta, siempre en la búsqueda de antiguos templos y nuevas habilidades, con las que luego se puede ingresar a otros templos antiguos en otros planetas.

El jugador puede decidir, en gran parte, hacia dónde irá Cal y qué irá descubriendo. “Fallen Order” cuenta una historia lineal y sencilla, pero dando al jugador suficientes oportunidades para su desenvolvimiento libre.

Personajes con corazón y humor

La historia de “Fallen Order” no es tremendamente creativa ni innovadora, pero está bien contada y tiene grandiosos personajes, desde los héroes hasta los malos.

Así, la historia sigue siendo interesante incluso para los jugadores que no saben mucho sobre sables de luz y caballeros Jedi porque los temas subyacentes como la culpa, los traumas y la esperanza son interesantes incluso sin la fantasía que rodea a la trama.

Colorida mezcla de juegos

Cuando Cal y el jugador no están en su nave espacial, tienen que saltar, armar un rompecabezas y luchar en partes aproximadamente iguales. El salto sigue siendo la parte más débil, ya que con demasiada frecuencia el juego exige más precisión de la que permiten los controles un tanto hipersensibles. En tanto, los acertijos de estilo “Tomb Raider” son la mezcla perfecta entre desafiantes y solucionables.

Pero lo más importante de un juego de caballeros Jedi son probablemente las peleas con sables de luz. Y aquí es donde los desarrolladores afortunadamente hacen casi todo bien. Cal no es tan efectivo como otros héroes de “La Guerra de las Galaxias” con su sable de luz, pero comparado con Obi Wan Kenobi o Darth Vader también es un sangriento principiante.

Muchos pequeños errores

El juego entretiene y eso es bueno, porque “Fallen Order” no es un placer corto y si se quiere encontrar el último componente oculto de sable láser se puede incluso pasar 30 horas con el juego. Desafortunadamente, el placer no es completo porque el juego de “Star Wars” tiene demasiados pequeños errores que van desde desagradables sacudidas hasta largos tiempos de carga y fallas gráficas.

Ninguno de estos fallos sin embargo amenaza con arruinar el juego, aunque hacen que “Fallen Order” luzca como sin terminar de armar. Quien tenga un poco de paciencia podría quizás esperar hasta que Electronic Arts y Respawn publiquen un par de actualizaciones o parches, por ejemplo a mediados de diciembre, para cuando se estrene el nuevo film de la saga “Star Wars”.

Por Tobias Hanraths (dpa)