Connect with us

Década 2020

El nuevo iPhone SE bajo la lupa: bueno, bonito, barato

Publicado

el

Foto: Christoph Dernbach/dpa-tmn

(dpa) – El iPhone SE no parece un teléfono móvil nuevo, ya que por fuera recuerda al iPhone 8, hasta el punto que las fundas del modelo del lejano 2017 se adaptan como un guante al nuevo smartphone de Apple.

El iPhone SE ofrece una renovación casi completa en su interior, con la vista puesta en la competencia de los teléfonos Android.

“El iPhone más barato tiene un procesador más potente que el teléfono Android más caro”, titula el portal especializado “Androidcentral”. Los elogios son para el chip A13 Bionic de Apple, también utilizado en el bastante más caro iPhone 11 Pro.

A13 Bionic, como un motor V8 en un coche utilitario

El chip A13 hace que el iPhone SE sea un corredor de fondo. Su gran ahorro de energía también permite que el dispositivo sea suministrado con la última versión del sistema operativo iOS.

El rendimiento del chip ofreció resultados satisfactorios en las pruebas realizadas. Los usuarios de a pie sacarán un gran partido de él con las aplicaciones más habituales.

Entre las apps utilizadas en el test se escogieron algunos juegos sofisticados. Hasta el declarado Juego para iPhone de 2019, “Sky: Children of the Light”, funcionó sin problemas.

La aplicación de edición de imágenes BeCasso, conocida por su gran consumo de recursos, también funciona en el iPhone SE. Que éste solo tenga tres gigabytes de RAM, uno más que el iPhone 8 y uno menos que el iPhone 11, no se nota. Aunque para editar imágenes, a veces se echa en falta una pantalla más grande.

Se mantiene el TouchID, pero el 3D Touch se queda fuera

La pantalla LCD de 4,7 pulgadas (11,9 centímetros) parece pequeña. Los márgenes frontales son bastante anchos. Dan cabida al sensor TouchID de reconocimiento de huellas dactilares, que Apple mantiene en el SE.

Apple prescinde de la función 3D Touch en el SE, como ya hizo en el iPhone 11. En su lugar, incorpora el “Haptic Touch”, mediante el cual se tiene que mantener el dedo en la pantalla durante más tiempo y se evita utilizar el caro sensor de presión.

La misma cámara del iPhone 8, pero mejorada

El SE utiliza el mismo sensor de 12 megapíxeles del iPhone 8, pero las fotos tienen mayor calidad porque el chip A13 ayuda a la cámara con su procesador de señal de imagen (ISP) mejorado.

Las imágenes son más brillantes y nítidas que en el iPhone 8, y apenas se notan diferencias con las obtenidas con modelos superiores en un entorno luminoso. No obstante, el SE no supera al iPhone 8 en fotos nocturnas al carecer de un modo específico.

Las diferencias también se notan en el modo retrato y su bonito fondo desenfocado. El SE solo tiene una lente, así que el software simula la profundidad de campo, lo que funciona bastante bien.

A veces también se producen errores, como cuando el borde de las gafas o un pendiente grande se sobredimensionan sobre la cara.

La cámara para selfies solo tiene siete megapíxeles, pero permite conseguir autorretratos sorprendentes. Sin embargo, la cámara lenta y las fotos de grupo más detalladas siguen reservados para los caros modelos de gama alta.

La grabación de vídeo se pone a la altura del iPhone 11: el SE soporta una resolución de 4K (3.840 x 2.160 píxeles) a 60 fotogramas por segundo (fps) sin apenas movimiento, pero no permite las grabaciones con ultra gran angular de los modelos más caros.

Sin 5G, pero con mejor conectividad LTE y WLAN

La quinta generación de telefonía móvil, que debe llegar con la tecnología 5G, no está todavía presente en los modelos más recientes de Apple: iPhone 11, 11 Pro y SE.

El primer iPhone 5G debería estar en el mercado durante el próximo otoño (boreal). Mientras tanto, el nuevo SE incorpora las mejoras de Apple en materia de velocidad LTE y WLAN.

El iPhone SE soporta Gigabit-LTE, 2×2 MIMO y 802.11ax WLAN 6, que se podrán utilizar siempre que se acceda a una red actualizada.

La característica más convincente del iPhone SE está en su precio, 479 euros (527 dólares), más barato que el anterior modelo básico iPhone 8, pero con mejores prestaciones.

Además, las versiones con mayor memoria, 128 y 256 GB, cuestan relativamente poco más, 529 y 649 euros, respectivamente. Una declaración de guerra a la competencia Android.

El iPhone SE, que mantiene el frontal negro, está disponible con carcasa posterior en tres colores (negro, blanco y rojo).

Por Christoph Dernbach (dpa)

 

Advertisement

LO MÁS VISTO !!