¿Cómo escoger el mejor audífono para un problema auditivo?

No poder escuchar bien es una situación bastante frustrante. Perderse en las conversaciones puede llegar a ser un verdadero problema. Si este es tu caso, afortunadamente existen en el mercado una gran variedad de audífonos que te pueden ayudar.

La tecnología ha avanzado en todos los ámbitos de la vida moderna, incluyendo la salud y el bienestar. Por ejemplo, se han creado cada vez más y mejores modelos de audífonos, ideales para ayudarte con tus problemas de pérdida de audición.

Estos han podido diseñarse en función del usuario, brindando así las soluciones auditivas que cada quien necesita en vista de su problema específico y los resultados obtenidos en las pruebas médicas.

Una buena forma de encontrar productos orientados a estas carencias, es visitando tiendas online como Audioactive, que están enfocadas a ofrecer lo que una persona podría necesitar, dándole acceso oportuno y asegurando el mejor precio.

¿Por qué es importante tratar este problema?

La pérdida de audición debe ser tratada tan pronto como sea posible. De lo contrario, puede empeorar rápidamente. Entre los tratamientos y estrategias más comunes para abordar estas patologías, se encuentran los audífonos.

La pérdida de la audición es un problema que se puede deber a diversas causas, entre las que se encuentran:

Antecedentes familiares de sordera.

Lesiones por traumas, como golpes o accidentes.

Infecciones del oído mal tratadas.

Infecciones de la madre durante el periodo de embarazo.

Meningitis.

Exposición a ruidos fuertes de forma constante.

-Interacción de algunos medicamentos.

Envejecimiento.

La detección temprana del problema y su consecuente intervención son la clave para evitar que este se incremente. Minimizando el avance de la pérdida de audición, si fuese el caso, para que esto no impacte de forma negativa en la vida social, escolar o laboral.

Las evaluaciones periódicas de audición son indispensables cuando se empieza a notar que hay pérdidas graduales en la capacidad auditiva- Esto puede brindar la posibilidad de evitar que esta continúe y, sobre todo, que empeore y se llegue a un agravamiento sin solución.

Tipos de audífonos

Existen varios tipos de audífonos que pueden ayudar a sobrellevar los síntomas de la pérdida de la audición. Entre ellos se encuentran:

Audífonos retroauriculares

También se los conoce con las siglas BTE, por su nombre en inglés: Behind the ear. Estos tipos de audífonos se adaptan en base a un molde que se saca del primer tercio del canal auditivo externo del paciente, para asegurar un ajuste total y máximo confort. Son completamente personalizados.

Una vez que se hace el molde, el mismo se conecta con el audífono por medio de una sonda de plástico que permitirá escuchar perfectamente. Estos modelos son los ideales en casos en los que se necesite una gran amplificación del sonido. Lo mejor es que se pueden encontrar tanto en versión analógica como digital.

Audífonos Intraauriculares

Los audífonos intraauriculares o ITE (In the ear), también son diseñados de forma personalizada para cada usuario, por lo cual se deberá saca un molde del conducto auditivo externo, en base al cual se trabajará.

A diferencia del modelo anterior, este tipo de audífonos tiene todos los componentes electrónicos ubicados dentro de la pieza que encaja perfectamente en la oreja. Es mucho más discreto, pero está limitado en cuanto a que no resulta útil en casos de pérdida de audición severa. También los puedes encontrar disponibles en versiones análogas o digitales.

Audífonos Intracanales

El audífono intracanal es uno de los tipos más discretos de aparatos para la audición. Son similares a los intraauriculares, en cuanto a que todos los componentes se encuentran ubicados dentro de la pieza hecha a la medida del oído externo.

Están disponibles en versiones análogas y digitales y resultan ser la opción ideal para problemas de pérdida de audición en un nivel medio que no requieran gran amplificación del sonido.

Audífonos Intracanales Interno

Se los conoce como CIC, por sus siglas en inglés (complete in canal). Estos modelos se ubican más profundamente que los audífonos anteriormente descritos y también están disponibles en versiones análogas y digitales.

Su tamaño es mucho más reducido que los otros y resultan bastante útiles en casos donde la pérdida auditiva no sea tan marcada. Si te decides por estos modelos no debes preocuparte por su colocación y extracción, pues muchos de ellos se fabrican con un hilo plástico muy discreto, que sirve para extraerlo fácilmente.

Audífono oído abierto

Se trata de la versión más vanguardista y conveniente que existe en cuanto a audífonos se trata. Su tamaño reducido resulta prácticamente imperceptible por los demás. Ofrece una calidad de sonido insuperable y una experiencia de comodidad total.

Está disponible sólo en versiones digitales, y funciona perfectamente en casos donde la pérdida auditiva requiere de una amplificación considerable. Si bien resulta ser una de las opciones más costosas, es una inversión que merece la pena porque tendrá una influencia directa sobre la calidad de vida del usuario.

¿Qué debes tener en cuenta al escoger un audífono?

Si tienes problemas de audición, lo primero que debes hacer es consultar con un especialista. Tras la evaluación, te recomendará qué tipo de aparato es la mejor opción para tu caso.

Ten en cuenta que la elección del modelo dependerá en gran medida del nivel de sordera que presentes. Además de ello, existen otros factores que influyen en tu decisión, como, por ejemplo:

-El presupuesto del cual dispongas. Considera que los modelos más discretos y avanzados presentan un +coste mucho más elevado que los sencillos. Aunque siempre es posible encontrar buenas ofertas a través de sitios como audiben.

-Las preferencias estéticas. En gran medida depende de qué tan cómodo o no te puedas sentir con un audífono que sea visible.

-Las necesidades personales. En este sentido juegan un papel fundamental: el trabajo, entorno social, las actividades que realizas frecuentemente, etc.

-Si presentas alguna otra dificultad física para la colocación del aparato.

-La disposición que tengas hacía probar equipos avanzados tecnológicamente o si prefieres uno análogo.

Por todo esto, la elección para el más indicado dependerá de dos factores básicos: el tipo de problema y las particularidades de cada usuario. Así que si estás transitando por una deficiencia en esta área, lo mejor será consultar las mejores soluciones auditivas con un médico especialista.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies