A las codornices les encanta darse baños de arena

(dpa) – Si se quieren criar codornices en el jardín de casa se necesita no sólo una aviario que no esté expuesto a corrientes de aire y un corral enjaulado amplio en el que las aves se puedan mover, sino también un lecho de arena, señala la revista alemana especializada “Wellensittich & Papageien”.

Estas pequeñas aves rechazan el agua para limpiar el plumaje y prevenir los parásitos. Sólo se sienten cómodas en un baño de arena, que además suelen darse a diario. En una gran pajarera, los propietarios pueden, por ejemplo, usar ladrillos para crear un área separada para ese peculiar baño. En jaulas más pequeñas se puede recurrir a tazones o platos que resulten de fácil acceso para los animales.

¿Se puede usar cualquier tipo de arena para este lecho? Según la revista, a las codornices les gusta la arena de partículas finas mezclada con arena de grava. Conviene, además, sustituir el material una vez a la a la semana. En ocasiones se puede emplear un sustrato higiénico y aserrín en lugar de la arena.